miércoles, 28 de mayo de 2014

Cupets de Giochi Preziosi, ¡ menudo chasco!

El pasado mes de Abril, a través de la web de Madresfera, tuve la suerte de ser una de las elegidas para probar los Cupets de Giochi Preziosi.
El niño estaba loco de contento; como para no estarlo después de que me comunicaran que iban a mandarnos los doce modelos diferentes que se pueden encontrar en el mercado (serpiente, cerdo, ratón, rana, tortuga, pez, lobo, perro, pollo, gato, jabalí y murciélago).
No hacía mucho había estado en una jugueteria buscando un detallito resultón y barato para la dura visita que teníamos prevista con el dentista y vi una de estas cajitas pero apenas le dediqué un rápido vistazo.
Me pareció caro para ser una aplicación de móvil disfrazada de muñeco. Y la verdad es que tras haberlo recibido ese primer pensamiento se vio ratificado.

animalitos para el baño
La gracia de los Cupets no reside en el muñeco que viene en la caja, un muñequito cuadrado de plástico blando, sin más, (me recuerdan a los que usan los bebés para el baño que escupen chorritos de agua).
Su gracia reside en la aplicación "gratuita" que te instalas para poder cuidar de lo que será tu mascota virtual, como los antiguos Tamagotchis pero del s.XXI (¿no te sientes mayor de golpe?). Y entrecomillo el gratuito porque aunque en la caja te lo anuncian como tal la verdad es que estás pagando entre 9€ y 12€, depende del establecimiento, por tu mascota Cupets.
Se supone que la gracia y el super exitazo de estos muñecos es que son de realidad aumentada, esto quiere decir que si enfocas tu Cupets con la cámara de tu móvil o tablet este aparece en 3D en la pantalla sobre el fondo o mobiliario donde lo tengas puesto, vamos que es como que cobra vida en tu casa. Pero esta cualidad solo sirve para hacer fotos y de mala calidad, todo sea dicho, la resolución e iluminación de la cámara baja considerablemente. Cuando te dispones a cuidar y/o jugar con tu mascota virtual es como cualquier otra aplicación de mascotas que pueda haber en el mercado.
Pou
De hecho nosotros hace tiempo que tenemos instalado la app de Pou, un gracioso monigote al que has de alimentar, limpiar, entretener y que trae un montón de minijuegos, de plataformas, habilidad o puzzles, con los que además consigues monedas para comprarle ropa, comida y mobiliario. Las mismas particularidades que los Cupets, solo que gratis.
Con pou no tienes la posibilidad de hacerte una foto con la realidad aumentada, es cierto, pero realmente ¿cuantas veces van a usar eso los niños? ¿y realmente eso vale los 10€ que te cobran por ellos?
Sí, los cupets traen un muñequito, (aunque por eso precio también puedes conseguir un precioso peluche de Pou junto a su app), tiene un cordoncito para que te lo cuelgues donde quieras aunque no me parece buena idea ya que el código QR que trae para poder hacer la realidad aumentada no viene serigrafiado, es una simple pegatina de papel que sino se a despegado en cuatro días sí se habrá deteriorado con los posibles roces. Hubiese sido buena idea ponerla plástica que aguantan más el trote y humedades.
La verdad es que el muñeco en sí no vale mucho, podrían haberlos hecho con patas, o que se yo, algo que diera más vidilla a los niños para estimularles a jugar también fuera de la tablet, así si tu bolsillo te da para hacer la colección (10€x12 figuras...) no tienes doce dados tirados por ahí que no sirven para nada. Porque para usar la aplicación, para darle de comer, alimentarle, o usar los mini juegos no necesitas el codigo QR ni el muñeco físico.

Pero dejando aparte mi apreciación y opinión hay una cosa realmente importante y que se tiene que tener muy en cuenta y la cual a sido la causante del mega chasco del niño. No hemos podido jugar con los Cupets porque la aplicación es incompatible con nuestra tablet. Nunca había tenido problemas de incompatibilidades de apps ni en el móvil ni en la tablet, y justamente a tenido que ser con esto.
Pero lo peor de todo es que si entras en la web de Cupets y miras los requisitos mínimos para poder usar la aplicación te indica:
  • Android 4.0 o superior
  • 512Mb de RAM
Y resulta que nuestra tablet es andorid 4.1 y tiene 1Gb de RAM pero... no nos funciona, no es compatible, la aplicación directamente no nos deja descargarla, una aplicación la que por cierto tiene un peso de ¡¡¡250Mb!!! no apta para cualquier memoria... Una autentica barbaridad de espacio consumido solo por la gracieta de hacerte una mala foto con el muñeco en 3D.
Así que ya me dirás, imagina si lo has comprado después de mirar los requisitos mínimos de tu tablet o smartphone, 10 eurazos a la basura, bueno no del todo, que aún te vale de llavero o para jugar en la bañera o piscina.


Ante la imposibilidad de usarlo en la tablet un familiar me prestó su smartphone ya que el mio ni de coña aguanta el peso de la aplicación. El Cupet viene con otra pegatina a lo largo del muñeco con un código para activarlo y registrarlo. Mal sitio y mala forma de ponerlo ya que puede ser tomado por una etiqueta de embalaje y el niño tirarla ante la emoción de desempaquetar su mascota. ¿No hubiese sido mejor hacer una tarjeta con rasca o similar?  Serigrafiada, dentro de un sobre, no sé, algo más vistoso y menos proclive a su perdida.
No llegué a introducir el código para registrar la mascota por miedo a que se quedara en la memoria del teléfono, de todas maneras si tu móvil o tablet tiene la suerte de aguantar el peso de la app o de ser compatible con ella no hace falta tener un código, puedes tener una mascota gratis, cosa que aún refuerza más mi duda sobre la necesidad de gastarse diez euros en el muñequito. Así que probé con ella. No estuve mucho rato ya que me puso bastante nerviosa, la musica de fondo me estaba crispando y no fui capaz de encontrar la opción para anularla, si es que la tiene. De igual manera el alimentarlo, cuidarlo y demás no me convenció, las comparaciones son odiosas pero es que es mucho tiempo usando Pou y este es más atractivo a la hora de hacer esos menesteres. Así que al final ni probé los mini juegos, ya tuve bastante con la musiquita crispadora, aunque como había visto algo por ahí aunciado vi que venian a ser lo mismo que los de Pou.

Sinceramente, y siento decir esto siendo un post promocionado (encima el primero), teniendo en cuenta todo lo mencionado tanto del muñeco como de la app a mi me parece un gasto innecesario y exagerado para lo que es y para lo que ya se encuentra en el mercado. Y eso en el caso que puedas usarlo porque me consta que no he sido la única a la que no le ha funcionado la aplicación. ¡MENUDO CHASCO!


-Entrada patrocinada-
Enlaces de afiliado:

martes, 20 de mayo de 2014

Reconocimientos de blogs: Liebster Award

No conocía de nada a Mónica ni su blog Adivina Cuánto te Quiero aunque eso no a sido motivo para frenarle a la hora de mencionarme en su blog y hacerme participe de esta colaboración entre bloggeras.
Estas chorraditas que pululan por estos lares sirven para dar a conocer y fomentar el uso y visitas de otros blogs. Por ello ¿como no iba a aceptar con muchisimo gusto ser participe de este movimiento? Así que acepto mi parte y sigo la corriente del movimiento Liebster Award para ayudar a otros bloggeros en su despegue y a otros lectores a descubrir nuevos blogs.


- Nombrar y agradecer, HECHO, (no hacía falta ni pedirlo ¿como no iba a hacerlo si es una gran ayuda?)
- Seguir al blog... ahora sí, HECHO (me he liado un poco jejeje)
- Responder a las once preguntas que me ha planteado...:

1.- ¿Cómo conociste mi blog?:
Por el comentario que me dejaste en mi entrada comentándome que me habías acreditado con este Liebster Award, aunque todavía no le he echado un ojo.

2.- ¿Qué comentario te ha sorprendido más de tu blog?
Quizás el tuyo dándome este empujon al blog porque era la primera vez que participabas en mi blog y no te conocía de nada ^_^

3.- ¿Sobre qué temas hablas en tus entradas?
No tengo un tema fijo, hablo de mis cositas, que me llaman la atención o que uso o me gustaría usar. Aunque siendo mami siempre tiendo a revolotear por los temas maternales e infantiles.

4.- ¿Conoces a más blogueras?
Sí, algunas hay por ahí  ^_^

5.- ¿Perteneces a alguna comunidad de blogueras?
Justamente hace unas semanas me uní a Madresfera, lo vi en un blog que sigo y me hizo gracia ^_^

6.- ¿Has viajado a algún encuentro de mamas blogueras?
No, hasta hace una semana no sabía ni que existían :P

7.- ¿Animarías a otras personas a iniciar un blog?
Claro, es muy entretenido si encuentras un tema que te agrade o llene. Incluso puede ser terapéutico.

8.- ¿Por qué visitamos blogs y no dejamos comentarios?
Buena pregunta. Muchas de las entradas que yo e leído eran viejas y he pensado que ya no venía a cuento de nada, ahora que tengo un blog propio me doy cuenta de que siempre son bien recibidos incluso más si son de entradas antiguas. Por otro lado yo personalmente a veces me he sentido de más al ver que los comentarios son de gente conocida entre sí y yo no conocer a nadie.

9.- ¿Con qué frecuencia escribes tus entradas?
No tengo una regla fija, escribo cuando me visita la inspiración, lo mismo hago dos entradas en un día como que no escribo nada en un mes.

10.- ¿Qué te inspira a la hora de escribir?
Imaginar que alguien se sorprenderá como yo en su momento cuando encontré el asunto del que trato una entrada, y pensar en que le puede venir bien como a mi.
Que puedo ayudar a alguien de una forma u otra ^_^

11.- ¿Pones en las entradas fotos personales?
Alguna he puesto pero no abundan ^_^

... HECHO

- Nominar once blogs con menos de cien seguidores y notificárselo...


... Cinco de los que sigo con menos de cien seguidores (y no puedo asegurarlo porque alguno no tiene contador). Esta parte me va a costar así que viendo que no avanzo puesto que no conozco muchos blogs publico la entrada ya pero me comprometo a seguir buscando y actualizarla. Y así evito posibles futuras nominaciones repetidas (privando así a otro blog de poder ser promocionado) como a pasado mientras escribía esta entrada; Lau de Pitigüita & more también me dejó una nominacion, muchas gracias Lau.
Y ya que se ha tomado las molestias voy a añadir también sus preguntas y mis respuestas:

1.- ¿Por qué elegiste ese nombre para el blog?:
Las cositas de las que quería hablar en el blog se encuentran en cajones y ¿a quien no le picó alguna vez la curiosidad de mirar dentro de un cajón cualquiera? ;)

2.- ¿Cuándo decidiste empezar a escribir en él?:
Empecé a barajar la idea el verano de 2010 pero no fue hasta Noviembre de ese año que no decidí el nombre y como empezarlo ^_^

3.- ¿Perteneces a alguna comunidad de blogueras?:
Sí, a Madresfera

4.- ¿Por qué visitamos blogs y no dejamos comentarios?:
Buena pregunta. Muchas de las entradas que yo e leído eran viejas y he pensado que ya no venía a cuento de nada, ahora que tengo un blog propio me doy cuenta de que siempre son bien recibidos incluso más si son de entradas antiguas. Por otro lado yo personalmente a veces me he sentido de más al ver que los comentarios son de gente conocida entre sí y yo no conocer a nadie.

5.- ¿Con qué frecuencia escribes tus entradas?:
No tengo una regla fija, escribo cuando me visita la inspiración, lo mismo hago dos entradas en un día como que no escribo nada en un mes.

6.- ¿Cuál es tu momento preferido para escribir?:
Bien entrada la noche, cuando solo me acompaña el ruido de las teclas de mi ordenador.

7.- ¿Lees a otros blogueros con asiduidad?:
A los que tengo listados en la barra lateral como "Blogs amigos" aunque intento leer todo lo que puedo a los nuevos que me siguen.

8.- ¿Escribías en un blog antes de ser padre o madre?:
No, nunca me lo había planteado, es más, realmente no acaba de entender el mundo blog.

9.- ¿Relees tus entradas con el paso del tiempo?:
Sí, de vez en cuando me gusta echarles un ojo, sobretodo si han recibido algún comentario nuevo para recodar exactamente que había contado y poder contestar con propiedad.

10.- ¿Cómo te imaginas dentro de un año con relación al blog?:
Pues igual, escribiendo para pasar un rato entretenido ^_^

11.- Tres adjetivos que te definan:
Según la gente que me conoce soy rara, alegre y loca :P


... y por último plantear ahora mis once preguntas a contestar por los blogs nominados que quieran participar de este movimiento y ayuda entre bloggeros:

1.- ¿Estás pendiente o controlas si te dejan nuevos comentarios en el blog?
2.- ¿Contestas todos los comentarios que te dejan en las entradas nuevas o antiguas de tu blog?
3.- ¿Escribes sobre la marcha o te creas algún tipo de borrador o croquis?
4.- ¿Tienes otras páginas abiertas (como fb, twitter...) mientras escribes tus entradas?
5.- ¿Tomas o picoteas algo mientras escribes?
6.- ¿Tienes la tele o música puestos mientras escribes?
7.- ¿Desde donde sueles escribir tus entradas?
8.- ¿Escribes del tirón o lo haces en varias veces?
9.- ¿De las entradas de tu blog cual es tu favorita?
10.- ¿Porque?
11.- ¿Cual es el mayor número de comentarios que a recibido una de tus entradas?

Y oye, parece que no pero esta también me ha costado jolín.
¡Te toca! ^_^


jueves, 15 de mayo de 2014

Un Cajón Cualquiera finalista

Hoy no voy a abrir ningún cajón, hoy voy a hablaros de un email que recibí hace unas semanas y el cual me hizo mucha ilusión.
La tienda CdN se ponía en contacto conmigo. Celebraba un concurso de blogs para ser su embajador y resultaba que Mamá en prácticas Vs. bebé experto me había nominado para ello.
Me hizo mucha ilusión que alguien pensara que mi humilde blog, que abrí para compartir cosillas y echar unas risas, era merecedor de concursar. Para mi fue todo un detalle que me dejó de buen humor el resto de semana, solo por eso ya me daba más que satisfecha. Pero pasado el tiempo de nominaciones el jurado a decidido que Un Cajón Cualquiera sea uno de los diez blogs finalistas.
Así que a mi emoción de saberme nominada por una fiel lectora se le a sumado la de saberme una de las diez finalistas.
Ahora la cosa está en mano de la votación popular. Este blog no es que conste de muchos seguidores conocidos, quizás en la sombra sean muchos ( las visitas semanales que recibe son elevadas, al menos para mi jejeje) así que veo imposible ganar el premio de 1500€ en productos de la tienda* y menos viendo la carrerilla que llevan mis compañeros finalistas.
Es una gran técnica de marketing, todo sea dicho, yo ahora mismo les estoy haciendo publicidad indirecta, sin conocerles de nada, pero la ilusión de haber sido nominada por una lectora bien me lo vale, no podía quedármelo solo para mi ^_^

Si estás leyendo esto y te gusta mi blog y quieres echarme una manita para ganar, o para subirme mi alegría al ver que al blog lo sienten útil, puedes votarme en este link (el plazo termina el 21 de Mayo) :

Un Cajón Cualquiera finalista de embajadores CdN

Al final del post pone "solo para fans", así que has de hacerte fan de su página y aceptar la aplicación que usa para contar los votos de los fans.
Una vez que te has hecho fan y aceptado el permiso te salen los diez blogs finalistas, Un Cajón Cualquiera está en sexto lugar, al lado sale el botoncito "me gusta" típico de FaceBook, si le das no solo me asignas un voto también una alegría e ilusión más.

Parece una bobada que una cosita tan tonta como un voto positivo te pueda hacer tanta ilusión a pesar de quedar tan lejos de una posible victoria, como se puede ver en el momento de la publicación de este post y tras nueve días de concurso cuento con veintidós votos en contra de los sesenta y ochenta y pico del resto de finalistas. Yo soy de esas que piensan que lo importante es participar, pero en este caso me a hecho muchisima ilusión estar ahí, sin comerlo ni beberlo.
Nuevamente... 

 ^_^


*Los cuales te comprometes a testar y dedicarles unas entradas quincenales

jueves, 8 de mayo de 2014

Dados Zombie, cereeeebroooosssss....

Los Dados Zombie descansan sobre una cajonera de mi escritorio.

Llámame rara, o freaky, como prefieras, pero fue amor a primera vista.
Lo cierto es que no me gustan nada los zombies, ya no es solo que no me gusten es que me dan pavor, autentico pavor, soy incapaz de andar por una calle solitaria de noche sin pensar que van a empezar a surgir zombies por todas las esquinas y que ello me provoque cierta ansiedad o angustia.
¿Quien me mandó a espiar pelis por la rendija de la puerta del salón? Aunque el jugar años después a los primeros Resident Evil, sola, con cascos y de madrugada, teniendo un hermano sonámbulo, tampoco ayudó mucho.


¿Entonces como puede ser que me surgiera la imperiosa necesidad de comprarlos?
En casa rondan unos dados de poker que regalaban hace mil años con un pack de pepsi. Los niños habían estado jugando con ellos, me hizo gracia verles porque yo de pequeña también había jugado con unos, y de igual manera que me pasaba a mi ellos tampoco acaban de aclararse con eso de la puntuación.
Además, como ya comenté en la entrada del juego Taximanía, los juegos de mesa mediante dados me pirran. Así que me veo plantada delante de un blister con un cubilete con nada más y nada menos que trece dados, ¡¡¡TRECE DADOS!!! y aparentemente era un estilo a los de poker, elegir en cada tirada si sumas dados o te plantas o te arriesgas, pero mucho más sencillo tanto para elegir jugada como para seguir la puntuación. Y divertido para jugar con los niños ya que se supone eres un zombie que sale a la caza de cerebros, cereeeeeebrooooossssss..... y ellos, pues como que se meten en el papel jejeje.
cereeeebrooossssss...
Así que tú eres un zombie que necesita alimentarse de cerebros, claro ¿que iba a ser?, trece para ser exactos.Y para ello has de perseguir humanos, representados por los dados, pero solo puedes perseguirlos de tres en tres.
Remueves el cubilete y sacas tres dados al azar.
En la tirada puede salirte un cerebro, un disparo, o unas pisadas.
Con el cerebro te alimentas y apartas el dado y así ir acumulando para llegar a trece.
Con el disparo te hieren, también lo apartas y acumulas, si llegas a tres disparos mueres y pierdes los dados cerebros que habías acumulado en ese turno.
Las pisadas equivalen a que el humano se ha escapado, así que decides si vuelves a tirarlo (y perseguirlo) o te plantas.
Siempre has de jugar con tres dados, vas sacándolos del cubilete a medida que avanzas en el turno hasta que te maten con tres disparos acumulados o te plantes y pases el turno una vez anotados los cerebros que te has podido comer en tu cacería de humanos.
Hasta que uno de los jugadores zombies llegue a trece cerebros acumulados en su rincón de la mesa guarida.

Es muy de azar pero también has de plantearte un poco la jugada ya que dependiendo de los dados que te hayan salido ya, y/o los que te puedan salir, pues es más fácil que te disparen o que puedas comerte un cerebro porque los dados se dividen en tres grupos según su dificultad diferenciados por color: seis verdes, cuatro amarillos y tres rojos.
Son dados de seis caras.
Todos tienen dos caras con pisadas (o lo que es lo mismo: volver a tirar) y luego se complementan con más o menos cerebros y disparos:
  • En los verdes tenemos mayor posibilidad de que salga un cerebro y menos posibilidades de recibir un disparo ya que consta de tres lados con cerebro y uno con disparo (3+1+2 pisadas=6 caras)
  • En los amarillos en cambio tienes las mismas posibilidades de recibir un disparo que de comerte un cerebro, hay dos de cada (2+2+2 pisadas=6 caras)
  • Y los rojos son el equivalente a los protagonistas humanos que nunca mueren en las pelis, ya que tienes solo una posibilidad de comerte un cerebro y tres de recibir un disparo (1+3+2 pisadas=6 caras)
Yo lo complementé con un contador de cerebros que son la delicia de los niños.
En una tienda multiprecios compré un par de botes de cuentas en forma de cráneos, los había de varios colores. Así cada turno que pasa en vez de marcar rallitas en un papel nosotros nos cogemos un cráneo que, como viene atravesado para insertar un cordón, hace las veces de ser un trofeo de caza una vez sorbido su cerebro por ahí.
Desagradable dicho así ¿verdad? pero los niños se parten de risa haciendo ver que chupan los cerebros como si fueran caracolillos de mar, cereeeebrooossssss... Así es más fácil llevar la cuenta individual y ver si tu rival tiene más o menos y si prefieres jugártela un poco para que no gane o ir a lo seguro jejeje.
Hasta la yaya se apunta a echarse unos dados con nosotros, son partidas muy rápidas y nos lo pasamos pipa, nos montamos nuestras películas, acabamos todos gritando "¡OH! ¡se te han escapado! y son verdes débiles persiguelos que no te han disparado aún, no van armados..." Pero con voz zombie ¡por supuesto!


Costó unos 9€ y cabe en el bolsillo, si en vez de usar el cubilete los metes en una bolsita, con lo que te los puedes llevar para jugar en cualquier lado, en el coche, la playa, la piscina, el avión...
El cubilete es de cartón, no le auguro una larga vida pero los dibujos de los dados son gravados con bajo relieve por lo que estos sí que aguantarán trotes, y a fin de cuentas los dados son los que importan, el cubilete no es imprescindible, aunque a mi me mola mil jugar con él jejeje.



Y como una imagen vale más que mil palabras aquí detallo un poco como sería un turno de juego:




En el turno anterior había conseguido 3 cerebros, representados por los cráneos.
En este nuevo turno tras un par de tiradas he acumulado 6 cerebros y un disparo (agrupados junto a los cráneos).
Como solo tenía un disparo me he arriesgado con una nueva tirada
(conjunto de tres dados delante del cubilete). He tenido suerte y sólo he recibido un disparo, y he podido comer, en esta nueva tirada, otro cerebro.







Como se aprecia en la siguiente foto he pasado a tener en este turno, después de la última tirada de arriba: 3 cráneos del anterior turno más 7 cerebros (3+7=10 cerebros) y dos disparos. Con tres me matarían y perdería los dados de cerebros acumulados, empiezo a tenerlo complicado. Las pisadas indican que el humano se me ha escapado así que me planteo que hacer; si me arriesgo a perseguirlo o me planto y paso el turno al siguiente jugador ya que tengo dos disparos y con uno más perdería todos los dados de cerebro acumulados en este turno (los cráneos se quedan fijos de anteriores turnos)




He decidido arriesgarme y perseguir al humano porque la mayoría de dados del cubilete son fáciles, así que cojo dos dados más (siempre se juega con tres) y al tirarlos se me ha vuelto a escapar un humano pero también he comido 2 cerebros más por lo que me pongo en 3+7+2=12 cerebros. Con uno más ganaría, pero habiendo salido todos los dados debería volver a meterlos dentro para poder tirar y las posibilidades de que me salieran difíciles (rojos o amarillos) son muy elevadas, así que me planto y no persigo al humano que se me ha escapado, paso el turno al siguiente jugador.




Cojo tantos cráneos como dados de cerebro tenía acumulados, tengo un montoncito con 12 cráneos a modo de contador. Los dados los devuelvo al cubilete y se lo paso al siguiente jugador.
Esto no significa que tenga la partida ganada ya que en el siguiente turno pueden salirme tres disparos juntos y quedarme sin puntuar al perder el turno, y así alcanzarme o superarme el jugador contrario. No es la primera vez que nos pasa, incluso en turnos consecutivos, llegando el contrario a remontar y ganar. Es cuando más gritos de emoción hay entre unos y otros jejeje.



¿Te echas una partida? ^_^

P.D: Se me olvidó comentar que son de Edge Entertainment
-No es una entrada patrocinada-
Enlace de afiliado: